Acepto

COOKIES

Esta web utiliza cookies técnicas, de personalización y de análisis, propias y de terceros, para anónimamente facilitarle la navegación y analizar estadísticas del uso de la web. Obtener más información

La demanda de convertibles y desmontables ganará impulso

  • En cifras

PC Tienda Compradores

En PC portátiles, los recursos de marketing y desarrollo se están volcando en dispositivos de gaming, convertibles y dispositivos ultradelgados. Los tablets desmontables son otra área que ha experimentado un crecimiento, sin embargo, parece que las tendencias en torno a las oportunidades de crecimiento de los portátiles han eclipsado a los desmontables.

  Quizá te interese...

Según el último pronóstico de IDC, las ventas mundiales de dispositivos informáticos personales, compuestos por PC tradicionales y tablets, se espera que disminuyan un 3,5% anual en 2018, lo que sería un declive aún más pronunciado respecto al 2,7% registrado en 2017. De cara al futuro, se espera que la categoría experimente una caída anual del 1,8% en los próximos cinco años. Los portátiles convertibles y ultradelgados, así como los tablets extraíbles continúan siendo segmentos al alza en un mercado desafiante. Se espera que las tres categorías de productos crezcan año tras año durante el pronóstico.

"En general, los desafíos para los PC y tablets siguen siendo los mismos que en los últimos años", explica Ryan Reith, vicepresidente de programa de Worldwide Quarterly Mobile Device Trackers de IDC. "Sin embargo, seguimos viendo ciertas oportunidades y crecimiento. En PC portátiles, los recursos de marketing y desarrollo se están volcando en dispositivos de gaming, convertibles y dispositivos ultradelgados. Todos los OEM, algunos de los cuales son nuevos en el espacio, parecen estar enfocados en estas áreas. Los tablets desmontables son otra área que ha experimentado un crecimiento, sin embargo, parece que las tendencias en torno a las oportunidades de crecimiento de los portátiles han eclipsado a los desmontables".

Los tablets tradicionales, que alcanzaron su punto máximo como segmento de mercado en 2014 y han estado en declive desde entonces, se seguirán contrayendo en los próximos cinco años con una caída anual del 6,2%. Aunque la caída se ha ralentizado, la categoría sigue teniendo como retos a los consumidores que pasan más tiempo con sus smartphones, además de tener ciclos de vida que están más en línea con los PC tradicionales.

También se espera que los PC de sobremesa disminuyan a una tasa compuesta anual a cinco años del 2,6%. La demanda empresarial sigue siendo más fuerte que la de consumo, pero dada la saturación de ese segmento del mercado, no se espera que crezca durante el pronóstico. Desde el punto de vista del consumidor, los PC para gaming ciertamente han brindado cierta esperanza para los equipos de sobremesa, aunque muchos jugadores todavía realizan actualizaciones manuales de componentes o avanzan hacia los portátiles. Ambos continúan planteando desafíos en el segmento.