Acepto

COOKIES

Esta web utiliza cookies técnicas, de personalización y análisis, propias y de terceros, para anónimamente facilitarle la navegación y analizar estadísticas del uso de la web. Consideramos que si continúa navegando, acepta su uso. Obtener más información

Mirar 2015 con optimismo

  • Opinión

Después de un 2014 con muy buenos resultados en nuestro mercado, se nos presenta un 2015 también con mucho optimismo. Las empresas necesitan seguir invirtiendo para ser cada día más competitivas, y además diferenciarse no sólo por el precio: la obligación es ser competitivos en todos los aspectos.

Pero lo más importante cada día, y sobre todo tal y como evoluciona nuestro negocio, es estar más preparados para poder ayudar a nuestros clientes, y también a nuestros proveedores, con nuevas ideas, que surjan de cada una de las reuniones, para poder desarrollar herramientas y estilos de trabajo que faciliten a todos un buen resultado final.

Las estimaciones sobre el mercado profesional siguen teniendo una muy buena tendencia en la economía española y ello llevará a las compañías a invertir en busca de la competitividad comentada, unido siempre a la inversión en TIC. Los parques de hardware, que en 2014 han comenzado actualizarse, en 2015 acelerarán la renovación para fortalecer la productividad, sin olvidar un aspecto importantísimo, la seguridad.

Otro dato a destacar en este 2015 es la mayor demanda interna que, unida al más que probable incremento de los créditos, empujará de nuevo al consumo tecnológico. La movilidad es una realidad de negocio hoy, pero todavía con muchísimo potencial, el hogar digital, la seguridad…

Y todo esto en un año, 2015, en el que se empieza a hablar cada vez más de los cambios que se están produciendo en los formatos de venta y en los papeles que jugamos cada uno de los integrantes de la cadena de distribución, que hace que nos mantengamos activos y muy positivos con un futuro lleno de oportunidades que aprovechar.

 

Sobre el autor

José María García Sanz
Country Manager Esprinet Ibérica