Acepto

COOKIES

Esta web utiliza cookies técnicas, de personalización y de análisis, propias y de terceros, para anónimamente facilitarle la navegación y analizar estadísticas del uso de la web. Obtener más información

Hiperconvergencia para todo tipo de clientes y usos

  • A fondo

hiperconvergencia3

La hiperconvergencia se alza como una excelente solución tanto para los usuarios finales como para los proveedores de servicios cloud.

La hiperconvergencia se alza así como una excelente solución tanto para los usuarios finales como para los proveedores de servicios Cloud. A los primeros les permite agilizar la puesta en marcha de aplicaciones y entornos, aunque se ha de tener en cuenta también que no conviene crear silos aislados dada la necesidad de compartir datos en las empresas, entre sus propias aplicaciones y fuentes externas. Un sistema hiperconvergente tiene que poder “hablar” con otros sistemas dentro de un entorno de cloud híbrido, que es lo que actualmente están creando las empresas.

Por otro lado, para un proveedor de servicios Cloud la hiperconvergencia es aún más importante porque aprovecha la simplicidad para proveer a un cliente final de un servicio más barato. Aquí es importante que pueda compartir clientes dentro del mismo sistema (multitenancy), que permita crecimiento horizontal (scale-out), desacoplando el crecimiento de la computación y del almacenamiento.  De hecho, un reciente estudio de Spiceworks pone de manifiesto que los proveedores de servicios ya no tienen miedo de renunciar a las soluciones de hardware tradicionales a favor de soluciones con un suministro más simple, y el 57% desplegará plataformas hiperconvergentes en los próximos 12 meses, un 38% más que en la actualidad.

Según Francisco Torres-Brizuela, de NetApp, “la demanda está siempre impulsada por el negocio, y máxime actualmente con los proyectos digitales, como grandes sistemas de análisis de datos, IoT, etc. Las nuevas tecnologías normalmente reducen las necesidades de almacenamiento por las eficiencias que se consiguen, y esto permite compensar el crecimiento exponencial de las necesidades generadas por el negocio”.

La mayor parte de los proyectos de hiperconvergencia se han gestado generalmente hasta la fecha en la pequeña y mediana empresa, pero este paradigma está cambiando junto con la maduración de la tecnología en el mercado.

“Las mejoras en rendimiento, escalabilidad, flexibilidad y fiabilidad de los sistemas están atrayendo a las grandes empresas a afrontar la modernización de sus centros de datos a través soluciones de hiperconvergencia”, asegura Ignacio de Villar, de Dell EMC. “Se estima un liderazgo de esta demanda por parte del sector telecomunicaciones y tecnologías de la información, que representarán más de una tercera parte del mercado total”.

Por su parte, Alberto García, director técnico de Sistemas de IBM España, Portugal, Grecia e Israel, opina que “la sencillez en el despliegue de este tipo de soluciones hace que sea muy atractivo para las medianas y pequeñas empresas, que cada vez dependen más de servicios externos para desplegar y operar su infraestructura”.

Poco a poco, el concepto de hiperconvergencia se está expandiendo, y estamos viendo tecnologías que aprovechan la hiperconvergencia y la aplican de casos de uso diferentes. “Debido a la transformación digital, las compañías en general miran a la hiperconvergencia como una solución sencilla para conseguir un suministro constante de aplicaciones y servicios a la carta. En un futuro próximo extenderán este modelo al análisis masivo de datos, machine learning, bases de datos en memoria y aplicaciones de baja latencia”, apunta Torres-Brizuela, de NetApp.

Sobre los nuevos usos, Ignacio de Villar, de Dell EMC, puntualiza que, “en un principio, las soluciones de hiperconvergencia se posicionaron principalmente en infraestructuras independientes, como el despliegue de escritorios virtuales, las cargas de trabajo de determinados proyectos o el despliegue de nuevos servicios de IT. Otro escenario bastante común se ha dado en la conectividad de oficinas remotas. En la actualidad, los departamentos de IT están ampliando esta percepción, ampliando los campos de aplicación de la hiperconvergencia a la infraestructura del centro de datos para dar soporte a bases de datos, aplicaciones de negocio, cargas de trabajo críticas, aplicativos tipo ERP y CRM, así como cargas de trabajo en la nube”.

Si desea acceder al reportaje completo, visite el número de junio de IT Reseller a través de este enlace.