Esprinet analiza el mercado de impresión en la recta final del año

  • Al día

Xerox gestion impresion

Actualmente tenemos una situación en la que poco a poco se recupera la actividad profesional y crece la demanda de impresoras para empresas, aunque dicha recuperación se ve mermada por la falta de suministro generalizado en todos los fabricantes. La parte positiva es que en los consumibles la situación está bastante normalizada, apunta el mayorista.

Recomendados: 

Foro Administración Digital 2021 Evento

España en la era post-COVID: TI para transformar el negocio Leer 

Gestión de riesgos para la mejora de los planes de continuidad de negocio Leer 

El mercado de impresión se ha visto directamente influenciado por la pandemia, que ha cambiado de forma drástica el entorno de oficina e incluso el de educación. En el periodo del confinamiento, con oficinas y aulas cerradas, la impresión de consumo tuvo un crecimiento exponencial, pero esta demanda no se vio del todo correspondida por la oferta debido a los persistentes problemas de disponibilidad de equipos, con lo cual, se generó también un efecto de “lineales vacíos”. Como resultado, este año, además de cubrir la demanda se ha tenido que rellenar el stock de tiendas y almacenes.

Por todo ello, Esprinet prevé que, aunque actualmente tenemos una situación en la que poco a poco se recupera la actividad profesional, en el tramo final de año, donde se concentra peso importante de las ventas, veremos seguramente caídas muy significativas, pero no necesariamente porque las cifras sean malas, sino porque este mismo tramo de 2020 fue excepcionalmente bueno.

Cambios en la demanda

La impresora doméstica podríamos decir que se ha “profesionalizado” en los últimos tiempos. De pasar a tener un uso ocasional y de prestaciones básicas, ha pasado a tener más volúmenes de impresión y a necesitar otras funciones más completas. En consumo se consolida la multifunción de tinta como la principal preferencia. Son equipos versátiles que cumplen las funciones necesarias con coste más reducido. Sin embargo, ha habido un incremento también de impresoras y multifuncionales monocromo de entrada de gama, como alternativa en un uso profesional dentro de entornos de Home Office.

El mayorista también ha notado un cambio de preferencias hacia equipos más completos y de mayores prestaciones, y con consumibles de alta capacidad que reduzcan el coste por página. El peso de ventas de modelos de tinta con tanques rellenables está en alza, así como los modelos que dan la posibilidad de hacer contratos de suscripción para los consumibles.

Según Esprinet, se ha ido incrementando la demanda de impresión más profesional, reflejada en la recuperación en ventas de equipos laser y de tóner, pero dicha recuperación se ve fuertemente mermada por la falta de suministro generalizado en todos los fabricantes, y hay numerosos proyectos sin materializarse por falta de stock. En la parte profesional, más del 80% de las máquinas que están entrando al mercado están ya asignadas a proyectos cerrados hace varios meses. La parte positiva es que al menos en los consumibles, la situación está bastante normalizada, lo que permite mantener los parques de impresión activos a la espera de su renovación.

En cuanto a los servicios de impresión gestionada, se está produciendo la entrada de estos servicios en las impresoras domésticas y de pequeñas empresas. Lo que antes era sólo accesible para grandes volúmenes de impresión, y ligado principalmente a equipos departamentales y A3, se ha abierto un hueco en las impresoras que habitualmente categorizamos como de consumo, algo que Esprinet cree que irá a más en un futuro, generando retos y oportunidades para el canal.