Acepto

COOKIES

Esta web utiliza cookies técnicas, de personalización y de análisis, propias y de terceros, para anónimamente facilitarle la navegación y analizar estadísticas del uso de la web. Obtener más información

Los ataques de criptomineros han aumentado más de un 83% en 2018

  • Seguridad

kaspersky minero bitcoin

El principal método utilizado para infectar dispositivos ha sido el engaño a los usuarios para que instalaran software pirata y usaran contenidos sin licencia. El número total de usuarios que encontraron mineros maliciosos supero los 5 millones, y los que encontraron mineros móviles multiplicaron su número por más de 5.

En 2018, la criptominería maliciosa superó al ransomware como la principal amenaza. Así, durante la primera mitad del año, el número de internautas atacados por software de criptominería maliciosa aumentó de forma continua, alcanzando su máximo en marzo, con 1,2 millones de usuarios atacados mensualmente. Según datos de Kaspersky Lab, el número total de usuarios que encontraron mineros creció en más de un 83%, alcanzando los 5.001.414 en 2018.

La proporción de mineros detectados, a partir del número total de amenazas detectadas creció, pasando del 5% en 2017 al 8% en 2018, y la proporción de mineros encontrados gracias a las herramientas generales de detección también creció, pasando desde el 9% en 2017 al 17% en 2018. El número total de usuarios que encontraron mineros móviles creció igualmente, multiplicando su número por más de 5, pasando de 1.986 en 2017 a 10.242 en 2018.

El análisis Kaspersky Lab de ha determinado ni la legislación sobre las criptomonedas ni el coste de la energía tienen un impacto significativo en la propagación de los criptomineros, siendo el engaño a los usuarios para que instalaran software pirata y usaran contenidos sin licencia el principal método utilizado para infectar dispositivos.

“Cuanto más fácil sea distribuir software sin licencia, más incidentes de actividad de criptomineria maliciosa se detectan”, señala Evgeny Lopatin, experto en seguridad de Kaspersky Lab. “Una actividad que normalmente no se cree peligrosa, como la descarga e instalación de software dudoso, da lugar a lo que posiblemente sea la historia de la mayor ciberamenaza del año: la criptominería maliciosa”.