Acepto

COOKIES

Esta web utiliza cookies técnicas, de personalización y de análisis, propias y de terceros, para anónimamente facilitarle la navegación y analizar estadísticas del uso de la web. Obtener más información

El mercado de altavoces inteligentes crecerá un 63% en 2019

  • En cifras

altavoz inteligente

Los altavoces inteligentes se convierten en los dispositivos conectados con el crecimiento más acelerado a escala mundial en 2019, alcanzando una base instalada de más de 250 millones de unidades a final de año. El número de altavoces inteligentes en el lugar de trabajo podría superar al de los hogares.

RECOMENDADOS:

Tecnologías que dan al dato el protagonismo que merece (WEBINAR) 

Cinco retos de la innovación en cloud

Informe IT Trends 2019: La realidad digital de la empresa española

Mejores prácticas para implementar una plataforma ágil

Robo de credenciales: prioriza la seguridad de tus apps

Instalación de Redes WiFi y LAN en Hoteles

Deloitte prevé que el sector de los altavoces inteligentes (altavoces conectados a Internet con asistentes virtuales integrados) alcanzará un valor de 7.000 millones de dólares en 2019. Esto se traduce en 164 millones de unidades a un precio medio de venta de 43 dólares. Esta tasa de crecimiento del 63% con respecto a 2018 convertirá a los altavoces inteligentes en los dispositivos conectados con el crecimiento más acelerado a escala mundial en 2019, y conducirá a una base instalada de más de 250 millones de unidades a final de año. Entre los factores que influyen en la demanda están la promoción de los precios, la frecuencia de uso, la adopción del reconocimiento de voz y una amplia gama de aplicaciones.

Los altavoces inteligentes tienen ante sí, literalmente, un mundo de oportunidades para su crecimiento en los países no anglófonos. A finales de 2017, el 95% de las ventas se realizaron en mercados anglófonos, en particular en Estados Unidos y el Reino Unido. No obstante, a lo largo de 2019 estos altavoces ampliarán su oferta lingüística a clientes que hablen chino, francés, español, italiano y japonés.

Asimismo, en numerosos espacios de trabajo en todo el mundo, tales como hospitales, quirófanos, fábricas, laboratorios y cocinas de restaurantes, los altavoces inteligentes podrían respaldar actividades más seguras y precisas. Deloitte cree que el número de altavoces inteligentes en el lugar de trabajo podría superar al de los hogares, y las tareas que lleven a cabo ganarán en importancia, yendo más allá de la reproducción de música o la consulta del tiempo.