El gasto en tecnología se disparará a pesar de la recesión

  • En cifras

Dinero_crecimiento

La nube y la colaboración remota han sido las principales tecnologías beneficiarias de la pandemia, y ambas seguirán siendo áreas de inversión prioritarias. Otras áreas críticas y emergentes, como la seguridad y el aprendizaje automático, también están preparadas para recibir un mayor gasto.

Recomendados: 

La era de la conectividad Webinar

España Digital 2025 Leer 

La firma de análisis global CCS Insight ha revelado los hallazgos de su encuesta anual sobre inversión en TI realizada por líderes empresariales de alto nivel. La encuesta exploró los planes de gasto y adopción en una variedad de áreas tecnológicas que se han vuelto vitales durante la pandemia, incluyendo computación en la nube, trabajo remoto y colaboración, inteligencia artificial (IA) y aprendizaje automático, seguridad y desarrollo de aplicaciones.

Dos tercios de los encuestados esperan aumentar los presupuestos de TI en 2021, con la seguridad como máxima prioridad. Las empresas esperan continuar sus inversiones en computación en la nube y colaboración remota como lo han hecho durante la pandemia. Pero a medida que la crisis y las estrategias de TI de las empresas pasen a la siguiente fase, la seguridad será el mayor beneficiario. La seguridad en la nube, en particular, es ahora una prioridad para la mayoría de los tomadores de decisiones, y la seguridad también se considera una prioridad en las herramientas de colaboración, inversiones en IA y otros elementos que determinan la confianza en los proveedores de tecnología.

Las actitudes hacia el trabajo a distancia han cambiado drásticamente. La encuesta encontró que el 34% de los líderes senior esperan que más de la mitad de su fuerza laboral trabaje principalmente desde casa después del Covid-19, frente a solo el 15% de antes de la pandemia. El cambio al trabajo remoto también ha significado que la tecnología de colaboración, y, en particular, la tecnología de videoconferencias, se ha convertido en una misión crítica. La encuesta encontró que Microsoft Teams domina el mercado, estando implementado por el 46% de las empresas.

El cambio al trabajo remoto, la necesidad de mover rápidamente las operaciones a online para mantener la continuidad del negocio y la elasticidad de los servicios en la nube, que demostraron ser una forma atractiva de abordar los picos de la demanda durante el Covid-19, han hecho que el cloud computing siga creciendo rápidamente. Se espera que la proporción de empresas con más de la mitad de sus cargas de trabajo de TI alojadas en la nube se duplique al 56% durante el próximo año. Aunque la mayoría de las empresas están adoptando una estrategia multicloud, Microsoft Azure fue citada como la nube pública más utilizada y fiable, por delante de IBM, Google Cloud y Amazon Web Services.

La encuesta revela asimismo que la inteligencia artificial está entrando en una nueva etapa, a medida que las empresas adquieren madurez operativa. Hace un año, la mayoría de las empresas estaban realizando pruebas con aprendizaje automático, pero durante la pandemia, muchas recurrieron a la tecnología en áreas como chatbots, asistencia en centros de contacto y previsión de la demanda. Más del 80% de los encuestados están probando la tecnología o la han puesto en producción, en comparación con el 55% de la encuesta de 2019. Además, el 58% de los encuestados tiene previsto incrementar la inversión. A medida que más empresas se vuelven operativamente dependientes de la tecnología, se enfrentan a nuevos desafíos asociados con los riesgos de la IA. La seguridad es ahora el mayor desafío que enfrentan las organizaciones en esta área, y más del 80% de los encuestados dijeron que están preocupados por los riesgos éticos derivados del uso de la IA.

En cuando al desarrollo de aplicaciones low-code, es ahora vital para los desarrolladores. El desarrollo de software se ha vuelto crucial durante la pandemia, y el 46% de las organizaciones ahora utilizan herramientas low-code como parte de sus procesos de desarrollo de aplicaciones. Los encuestados mencionan Microsoft Power Platform y Google App Maker como las herramientas más populares en esta área.