España es líder europeo en las nuevas formas de compra digital

  • En cifras

Retail

En 2021 España sumó un poder adquisitivo per cápita de 14.709 euros. La situación actual con la inflación en niveles récord en Europa puede cambiar esta tendencia y tener un efecto directo en el consumo de los hogares. En el caso de España, se espera que inflación para este año se sitúe en el 6,3%.

Recomendados: 

Oportunidades de transformación tecnológica para las PYMES Video

Viaje al Cloud en la estrategia de modernización  empresarial Documento

El teletrabajo en España antes, durante y después de la pandemia Informe

El estudio El Retail Europeo 2021-2022, elaborado por GfK, recoge que en 2021 se registró un crecimiento en el sector retail del 7,7% en España con respecto a 2019, casi un punto por encima de la media de los 27 estados miembros de la UE (6,8%).

El informe señala que, tras dos an~os de pandemia, el retail se encuentra en una buena posición para afrontar los retos que se avecinan, debido al fortalecimiento experimentado durante ese tiempo. Los mayores crecimientos se dieron en Lituania (+17%), Eslovenia (+16%) y Estonia (+13%), mientras que en Francia, España e Italia se registraron aumentos del comercio minorista superiores al 7%. Este impulso se puede atribuir especialmente al sector no alimentario que registró crecimientos de dos dígitos en la mayoría de los países.

El informe de este año incorpora un nuevo capítulo dedicado a las compras realizadas mediante nuevas tecnologías o canales digitales. España, con un índice de 134, se sitúa a la cabeza en el índice general que mide las compras realizadas a través de redes sociales, realidad virtual y/o aumentada, el sistema Click&Collect, las suscripciones a productos y aquellas a través de altavoces inteligentes. En todos estos indicadores, supera los 100 puntos establecidos como media.

La inflación devora el aumento de los ingresos

En estos momentos, el crecimiento de la inflación, a causa del alza de los costes energéticos o la guerra en Ucrania, con la repercusión que tiene en la cadena de suministro, está provocando pérdidas en el poder adquisitivo de los consumidores europeos, lo que añade incertidumbre a cómo se comportarán las ventas.

Una de las variables que afectan de forma directa a las ventas del comercio minorista es el poder adquisitivo de los consumidores. En 2021 España sumó un poder adquisitivo per cápita de 14.709 euros. En el conjunto de la UE, el poder adquisitivo nominal de los ciudadanos alcanzó los 15.055 euros con un crecimiento medio del 2,4% en 2021, tras mantenerse prácticamente invariable el año anterior.

La situación actual con la inflación en niveles récord en Europa puede cambiar esta tendencia y tener un efecto directo en el consumo de los hogares. Se estima una subida de los precios de media en la región del 6,8%. En el caso de España, se espera que inflación para este año se sitúe en el 6,3%.