Los entornos cloud acaparan la mayor parte del gasto en infraestructura de TI

  • Cloud

Seguridad cloud palo alto

Se estima que el gasto en infraestructura de TI en la nube para todo el año 2020 registró un crecimiento del 11,1% hasta los 74.100 millones de dólares, mientras que el gasto en infraestructura de TI tradicional disminuyó un 11,4% hasta los 60.200 millones. Las plataformas informáticas representan el 49,1% del gasto.

Recomendados: 

Domina la complejidad en el cloud Leer

Capacidades críticas para la monitorización de los microservicios Leer

Según el IDC Worldwide Quarterly Cloud IT Infrastructure Tracker, los ingresos de los proveedores por ventas de productos de infraestructura de TI (servidor, almacenamiento empresarial y conmutador Ethernet) para entornos cloud, incluida la nube pública y privada, aumentaron un 9,4% en el tercer trimestre de 2020, mientras que las inversiones en infraestructura de TI tradicional disminuyeron un 8,3% interanual. Estas tasas de crecimiento muestran la respuesta del mercado a los principales ajustes en las actividades empresariales, educativas y sociales provocados por la pandemia del COVID-19 y el papel que desempeña la infraestructura de TI en estos ajustes.

En todo el mundo, se produjeron cambios masivos hacia las herramientas online en todos los aspectos de la vida humana, incluida la colaboración, los eventos virtuales, el entretenimiento, las compras, la telemedicina y la educación. Los entornos cloud, y en particular la nube pública, fueron un factor clave de este cambio.

El gasto en infraestructura de TI en la nube pública aumentó un 13,1% interanual en el tercer trimestre, alcanzando los 13.300 millones, mientras que el gasto en infraestructura de nube privada aumentó un 0,6% interanual hasta los 5.000 millones, con las nubes privadas locales representando el 63,2% de esta cantidad.

IDC cree que el mercado de la infraestructura hardware ha alcanzado un punto de inflexión y los entornos de nube seguirán representando una parte cada vez mayor del gasto total. La consultora ha aumentado ligeramente su pronóstico de gasto en infraestructura de TI en la nube para todo el año 2020, esperando un crecimiento del 11,1% hasta los 74.100 millones de dólares. También ha reducido su pronóstico de gasto en infraestructura de TI tradicional, que se estima ha registrado una disminución del 11,4% hasta los 60.200 millones. Se espera que la inversión en infraestructura de TI en la nube pública crezca un 16,7% hasta los 52.700 millones para todo el año.

Dentro de los entornos de implementación en la nube en 2020, las plataformas informáticas siguen siendo el segmento más grande del gasto (49,1%), con un crecimiento del 2,3%, mientras que las plataformas de almacenamiento serán el segmento de más rápido crecimiento, con un aumento del gasto del 27,4%. Por su parte, el segmento de switches Ethernet crecerá un 4%.

A largo plazo, IDC espera que el gasto en infraestructura de TI en la nube crezca a una tasa de crecimiento anual compuesta (CAGR) a cinco años del 10,6%, alcanzando 110.500 millones de dólares en 2024 y representando el 64% del gasto total en infraestructura de TI. Los centros de datos en la nube pública representarán el 69,9% de esta cantidad, creciendo a una tasa compuesta anual del 11,3%. El gasto en infraestructura de nube privada crecerá a una tasa compuesta anual del 9,2%.