El mercado de infraestructura en la nube registra una nueva subida anual del 35%

  • Cloud

tendencias cloud

La tendencia de usar servicios en la nube para análisis de datos y aprendizaje automático, consolidación de centros de datos, migración de aplicaciones, desarrollo nativo en la nube y entrega de servicios continuó a buen ritmo. AWS sigue siendo el principal proveedor de servicios cloud, con una cuota del 32%.

Recomendados: 

Foro Administración Digital 2021 Webinar

Aplicaciones, ¿cómo desarrollo, entrego y gestiono mi software? Webinar

El gasto en servicios de infraestructura en la nube creció un 35% hasta alcanzar los 41.800 millones de dólares en el primer trimestre de 2021. En general, el gasto de los clientes superó los 40.000 millones por primera vez en el primer trimestre, con un gasto de cerca de 11.000 millones más alto que en el primer trimestre de 2020 y casi 2.000 millones más que en el cuarto trimestre de 2020, según datos de Canalys.

La aceleración de la transformación digital en los últimos 12 meses, con la adaptación de las organizaciones a las nuevas prácticas de trabajo, la participación del cliente y la dinámica de los procesos comerciales y la cadena de suministro ha elevado la demanda de estos servicios. Esto, combinado con el repunte en algunas economías, en línea con los estímulos gubernamentales, el despliegue de programas masivos de vacunación contra el COVID-19 y la posterior flexibilización de las restricciones, ha aumentado la confianza de los clientes para comprometerse con contratos plurianuales.

Amazon Web Services (AWS) fue el proveedor líder de servicios cloud en el primer trimestre de 2021, con un crecimiento anual del 32% y una participación del 32%. Microsoft Azure creció un 50% por tercer trimestre consecutivo, lo que eleva su cuota de mercado al 19%, mientras que Google Cloud mantuvo su impulso, creciendo un 56% en el último trimestre para hacerse con una participación del 7%.

“La nube emergió como un ganador en todos los sectores, básicamente desde el inicio de la pandemia del COVID-19. Las organizaciones dependían de los servicios digitales y online para mantener las operaciones y adaptarse a la situación actual”, explica Blake Murray, analista de investigación de Canalys. “Aunque en 2020 se realizaron inversiones en infraestructura cloud a gran escala, la mayoría de las cargas de trabajo empresariales aún no se han trasladado a la nube. La migración y el gasto en la nube continuarán a medida que aumente la confianza del cliente durante 2021. Los grandes proyectos que se pospusieron el año pasado resurgirán, mientras que los nuevos casos de uso expandirán el mercado". La inversión en el perímetro, incluido el 5G, es un área clave, especialmente para el desarrollo de aplicaciones y casos de uso de latencia ultrabaja, como vehículos autónomos, robótica industrial y realidad aumentada o virtual.

La competencia entre los principales proveedores de servicios cloud para capitalizar estas oportunidades seguirá intensificándose. “La expansión geográfica para la soberanía de los datos y para mejorar la latencia, ya sea mediante la implementación de una región completa o un punto de presencia local, es un área de enfoque para los proveedores de servicios en la nube”, señala el analista jefe de Canalys, Matthew Ball. “Pero la diferenciación a través del desarrollo de hardware personalizado para instancias informáticas optimizadas, nubes específicas por industria, administración de TI híbrida, análisis, bases de datos y servicios basados en inteligencia artificial está aumentando. Pero no es solo una competencia entre los proveedores de servicios en la nube, sino también una carrera con los proveedores de infraestructura local, como Dell Technologies, HPE y Lenovo, que han establecido ofertas competitivas as-a-service. El desafío será demostrar una propuesta de valor diferenciada para cada uno”.