Un 54% de empresas españolas ya opera en el modelo de nube híbrida

  • Cloud

nube cloud

En España, la adopción de la nube pública está evolucionando hacia nubes especializadas, capaces de aumentar los niveles de cumplimiento y protección de datos. El 54% de los ejecutivos españoles cree que la dependencia de los proveedores cloud es un obstáculo significativo para mejorar el rendimiento empresarial.

Recomendados: 

Cloud: en busca de la agilidad Encuesta

Claves para una estrategia multicloud de éxito Webinar

Conectando y entendiendo a la empresa sin fronteras Webinar

El mercado de la nube ha entrado en la era híbrida y multinube, y las preocupaciones sobre la dependencia de proveedores, la seguridad, el cumplimiento y la interoperabilidad siguen siendo primordiales. Así lo indica un estudio global realizado por IBM, el cual revela un cambio drástico de las necesidades de las empresas, ya que solo el 3% de los ejecutivos de alto nivel encuestados declaró estar utilizando una sola nube privada o pública en 2021, estableciendo la nube híbrida como la arquitectura de TI dominante en el presente. En el caso de España, más de la mitad de las empresas (54%) están operando en entornos de nube híbrida, con una combinación de múltiples nubes públicas y/o múltiples nubes privadas.

Pese a que la complejidad de la infraestructura está creando vulnerabilidades que los ciberdelincuentes están aprovechando para perpetrar ataques, el estudio indica que más de un tercio de los encuestados a nivel global indicó que mejorar los aspectos en ciberseguridad y reducir los riesgos no forma parte de sus mayores inversiones de negocio y de TI. Al mismo tiempo, el 80% de los encuestados a nivel global y un 72% en España dijeron que la seguridad de los datos integrada en toda la arquitectura de la nube es importante o extremadamente importante, en la mayoría de los casos, para los proyectos digitales exitosos.

Casi el 79% de los encuestados a nivel global dijo que disponer de cargas de trabajo completamente portátiles sin dependencia del proveedor es importante o extremadamente importante para el éxito de sus iniciativas digitales. En el caso de España, un 76% así lo considera. Por otro lado, casi el 69% de los encuestados a nivel global y un 54% en España cree que la dependencia de los proveedores cloud es un obstáculo significativo para mejorar el rendimiento empresarial en la mayoría o en todas las partes de su estado en la nube.

El estudio refleja también que casi un 70% de los encuestados de sectores de servicios gubernamentales y financieros citaron el cumplimiento normativo relacionado con la industria como un obstáculo para el rendimiento comercial de su patrimonio en la nube. En España, la adopción de la nube pública está evolucionando hacia nubes especializadas, capaces de aumentar los niveles de cumplimiento y protección de datos. En este aspecto, el cumplimiento normativo relacionado con la industria es un obstáculo significativo para el 56% de los encuestados en España.

El estudio también destaca que las empresas necesitan evaluar cómo usan la nube en términos de adopción, velocidad, migración y oportunidad de ahorro de costes. Otras recomendaciones incluyen centrarse en la seguridad y la privacidad, comprobando regularmente que se están cumpliendo los controles de seguridad y las políticas de privacidad, pero también que los activos configurados incorrectamente y las vulnerabilidades de software se están abordando rápidamente; hacer un inventario del entorno de TI para determinar qué cargas de trabajo y aplicaciones producirán el mayor valor en la nube y cuáles son las más adecuadas para permanecer en infraestructura propia; analizar las cargas de trabajo utilizando herramientas impulsadas por IA y las mejores prácticas para determinar dónde y cómo colocarlas en el lugar correcto por la razón correcta; abordar las compensaciones tecnológicas, como seleccionar el mejor enfoque para modernizar aplicaciones específicas y administrar problemas importantes como la seguridad, la gobernanza y la recuperación ante incidentes; y elegir un equipo interdisciplinar de personas para repensar cómo la empresa crea valor para sus clientes.