Acepto

COOKIES

Esta web utiliza cookies técnicas, de personalización y de análisis, propias y de terceros, para anónimamente facilitarle la navegación y analizar estadísticas del uso de la web. Obtener más información

Las ventas de PC en el canal español crecen un 7,7%

  • En cifras

Portatil estudiante

De nuevo la demanda estuvo impulsada por el segmento de PC profesionales, debido a la transición a Windows 10 y el creciente foco en dispositivos móviles. Aunque aumentaron las ventas de portátiles y Chromebooks, no fueron suficientes para compensar la baja demanda de PC de consumo en general.

La cantidad de PC vendidos por los mayores distribuidores de Europa Occidental aumentó un 3% interanual durante los primeros dos meses del tercer trimestre de 2018, mientras que los ingresos crecieron un 5%, según datos publicados por Context. En España, el crecimiento de ventas fue aún mayor, situándose en el 7,7%.

"Al igual que en el trimestre anterior, el crecimiento del volumen de PC estuvo impulsado por el segmento corporativo, que registró un aumento del 7% en las ventas", explica Marie-Christine Pygott, analista senior de Context. "La demanda de los compradores profesionales fue impulsada por las empresas que están haciendo la transición a Windows 10, el cambio creciente hacia los dispositivos móviles y la necesidad general de renovar de productos en el entorno empresarial".

Las ventas de PC de consumo siguieron disminuyendo, aunque mejoraron con el inicio de la temporada de la vuelta al cole. Y es que, después de una caída interanual del 10% en el segundo trimestre, el número de unidades vendidas a principios del tercer trimestre disminuyó solo un 1%. El crecimiento en las ventas de productos, como los portátiles ultradelgados y los Chromebooks, que también se observó en los trimestres anteriores, fue insuficiente para compensar por completo la menor demanda de PC convencionales.

Los ingresos por ventas de PC aumentaron impulsados por la combinación del crecimiento de ventas y el aumento de los precios medios de venta, que se incrementaron un 2%, hasta los 573 euros. Aunque los precios continúan aumentando año tras año, se estabilizaron a principios del tercer trimestre, lo que desaceleró esta tendencia.