Las empresas TIC rebajan sus expectativas tanto en actividad como en empleo

  • En cifras

Financiación negocio

Pese a que el sector TIC sigue superando en empleo y negocio al resto de empresas del conjunto del sector servicios, sobre todo en lo referente a la demanda de talento especializado, poco más de la mitad de los empresarios confía en un crecimiento de la facturación hasta final de año debido al recrudecimiento de la segunda ola.

Recomendados: 

Trabajo seguro desde cualquier lugar: adaptándonos a la "nueva normalidad" Webinar

La tecnología digital al servicio de la calidad Leer 

La nueva entrega del informe TIC Monitor elaborado por VASS y el Centro de Predicción Económica CEPREDE muestra cómo, a pesar de la recuperación de la hostelería en verano, las empresas de servicios siguen de capa caída en comparación con las del ámbito TIC. Esta situación se refleja en la evolución de la cifra de negocio, que cae un 13,5% en términos interanuales pero que, no obstante, mejora con respecto a la caída del 14,2% registrada el mes anterior, y va consolidando una tendencia lenta pero constante desde el mes de mayo gracias a las flexibilidades tecnológicas que tiene la propia actividad y que le otorgan una mayor resiliencia.

A pesar de la mejora respecto al mes pasado, los empresarios ya no ven tan claro el futuro del sector. Si el mes pasado, el 62,5% de los empresarios confiaba en un crecimiento de la facturación hasta final de año, este mes cae al 50,9% debido al recrudecimiento de la segunda ola. “De una manera diferencial en nuestro país ha arrojado un jarro de agua fría a la previamente optimista percepción de una estabilización de la situación cada vez más cercana en el tiempo”, indica Antonio Rueda, director de VASS Research y responsable de TIC Monitor.

Lo mismo sucede en el ámbito de la creación de empleo neto, con una caída del indicador de los 14,3 puntos positivos hasta los 7 puntos en una escala de +/-100. Es decir, solo un 53,5% de los empresarios del sector TIC esperan una creación neta de puestos de trabajo a corto plazo.

En comparación con los datos de la UE-27, las empresas TIC empeoran también sus expectativas en ambas facetas, pero lo hacen sólo ligeramente y mantienen en ambos casos mejores registros que las empresas españolas. “Tanto en actividad como en empleo, octubre ha distanciado a España de Europa, por ese empeoramiento diferencial de la segunda ola y la particular incertidumbre política derivada de una siempre compleja negociación de mayorías, torturada por la heterogeneidad de un hemiciclo instalado definitivamente en la radicalidad”, señala Rueda.