La recesión económica no impactará en el nivel de gasto en TI empresarial en 2023

  • En cifras

dinero_banco_crecimiento

El gasto continúa cambiando a las opciones cloud, como lo demuestra el crecimiento del 11,3% proyectado para el software en 2023. Las empresas utilizarán la tecnología digital principalmente para remodelar su flujo de ingresos, agregando nuevos productos y servicios, cambiando el flujo de efectivo de los productos y servicios existentes.

Recomendados: 

Data cloud inteligente, clave para tu transformación digital Documento

La licitación pública en España (enero-septiembre'22) Informe

Nueve formas prácticas de optimizar tus costes IT Leer

Se prevé que el gasto mundial en TI totalizará 4,6 billones de dólares en 2023, lo que representa un aumento del 5,1% con respecto a 2022, según el último pronóstico de Gartner. Se espera que la demanda de TI en 2023 sea fuerte a medida que las empresas avancen con iniciativas digitales en respuesta a la agitación económica.

"El gasto en TI empresarial es a prueba de recesión, ya que los CEOs y CFO, en lugar de recortar los presupuestos de TI, están aumentando el gasto en iniciativas de negocios digitales", explica John-David Lovelock, vicepresidente distinguido analista de Gartner. "La turbulencia económica cambiará el contexto de las inversiones en tecnología, aumentando el gasto en algunas áreas y acelerando las disminuciones en otras, pero no se prevé que tenga un impacto en el nivel general de gasto en tecnología empresarial. Sin embargo, la inflación ha reducido el poder adquisitivo de los consumidores en casi todos los países del mundo. El poder adquisitivo del consumidor se ha reducido hasta el punto de que muchos consumidores ahora están aplazando las compras de dispositivos de 2022 hasta 2023, lo que reduce el gasto en dispositivos un 8,4% en 2022 y un 0,6% en 2023”.

Hay suficiente gasto dentro de los mercados de centros de datos para mantener los centros de datos locales existentes, pero el nuevo gasto continúa cambiando a las opciones cloud, como lo demuestra el crecimiento del 11,3% proyectado para el gasto en software en 2023. Por su parte, el gasto en sistemas de centros de datos crecerá un 3,4%, el gasto en servicios TI un 7,9%, y el gasto en servicios de telecomunicaciones un 2,4%.

"Las empresas utilizarán la tecnología digital principalmente para remodelar su flujo de ingresos, agregando nuevos productos y servicios, cambiando el flujo de efectivo de los productos y servicios existentes, así como cambiando la propuesta de valor de los productos y servicios existentes", apunta Lovelock. "Esta tendencia ha alimentado el cambio de comprar tecnología a construir, componer y ensamblar tecnología para satisfacer a los impulsores comerciales específicos. Este cambio es fundamental para el crecimiento de la nube sobre las instalaciones para nuevos gastos de TI”.