Acepto

COOKIES

Esta web utiliza cookies técnicas, de personalización y de análisis, propias y de terceros, para anónimamente facilitarle la navegación y analizar estadísticas del uso de la web. Obtener más información

Más del 90% de las empresas invertirá para asegurar el teletrabajo

  • Seguridad

ciberseguridad IoT

El 60% de las organizaciones han revelado un incremento de brechas de seguridad durante su transición al teletrabajo. Solo el 40% tenía un plan de continuidad de negocio antes de la pandemia, pero como resultado de la irrupción del teletrabajo, el 32% invirtió más en esta área.

Recomendados: 

La persistencia del ransomware Webinar

Teletrabajo en 2020, el futuro se hace presente Leer 

La pandemia de COVID-19 afectará a largo plazo en cómo las organizaciones invierten en ciberseguridad. De hecho, más del 90% de las empresas tienen previsto elevar sus inversiones para asegurar el teletrabajo en los próximos dos años. Así lo indica el “Informe sobre ciberseguridad en el teletrabajo 2020” de Fortinet, que pone de manifiesto cómo la irrupción del teletrabajo fue el gran desafío para las organizaciones. De hecho, con la expansión de la pandemia, casi dos tercios de las empresas encuestadas tuvieron que traspasar a la modalidad de teletrabajo a más de la mitad de su personal. Las organizaciones citaron como los aspectos más desafiantes de esta transición el garantizar conexiones seguras, la continuidad del negocio y el acceso a las aplicaciones críticas.

El entorno de teletrabajo, la mayor dependencia del uso de dispositivos personales y la afluencia general de trabajadores fuera de la red corporativa supusieron una oportunidad sin precedentes para los cibercriminales. Entre las amenazas más comunes se han identificado ataques de phishing y de correos electrónicos comprometidos, campañas respaldadas por una nación y ataques ransomware. De hecho, el 60% de las organizaciones han revelado un incremento de brechas de seguridad durante su transición al teletrabajo, mientras que el 34% han confirmado que han sufrido brechas en sus redes.

En el momento en el que se realizó este informe, las empresas ya habían invertido en tecnologías clave debido a la pandemia. Casi la mitad de las organizaciones invirtieron más en seguridad en VPN y cloud, mientras que casi el 40% invirtió más en profesionales de TI cualificados o en control de acceso a la red (NAC). Solo el 40% de las organizaciones tenían un plan de continuidad de negocio antes de la pandemia. Sin embargo, como resultado de la pandemia y la irrupción del teletrabajo, el 32% invirtió más en esta área.

Teniendo en cuenta que casi el 30% de las organizaciones esperan que más de la mitad de sus empleados continúen trabajando a distancia a tiempo completo después de la pandemia, la mayoría de las empresas encuestadas tienen la intención de realizar actualizaciones no planificadas de sus sistemas existentes para asegurar el teletrabajo. Prácticamente todas las organizaciones esperan invertir más para asegurar el teletrabajo a largo plazo, con casi el 60% de las empresas que invertirán más de 250.000 dólares en seguridad en el teletrabajo en los próximos 24 meses.

Los datos del estudio revelan varios aspectos que podrían considerarse oportunidades para mejorar la conectividad remota segura:

•Autenticación multi-factor (MFA). La encuesta reveló que sólo el 37% de las organizaciones contaban con MFA antes de la pandemia. Es recomendable que las organizaciones consideren la posibilidad de integrar soluciones de autenticación multi-factor en sus planes de seguridad.

•Seguridad del endpoint y Control de Acceso a la Red (NAC). El 76% y el 72% de las organizaciones tienen previsto actualizar o adoptar soluciones NAC o detección y respuesta para el endpoint (EDR), respectivamente.

•Redes WAN definidas por software (SD-WAN) en el entorno del hogar. El 64% de las organizaciones tiene previsto mejorar o adoptar una solución SD-WAN, pero para el entorno de teletrabajo.

•Secure Access Service Edge (SASE). El 17% de las organizaciones estaban realizando inversiones en tecnología SASE antes de que llegara la pandemia, y el 58% planea invertir en SASE en algún grado en el futuro.

•Profesionales de seguridad capacitados. Al inicio de la pandemia, solo el 55% de las organizaciones contaban con suficientes trabajadores de TI cualificados para ofrecer soporte en la transición hacia el teletrabajo. Y mientras que el 73% de las organizaciones declararon su intención de invertir más en trabajadores de TI cualificados en los próximos 24 meses, la histórica falta de profesionales en este ámbito podría suponer un reto.