Acepto

COOKIES

Esta web utiliza cookies técnicas, de personalización y de análisis, propias y de terceros, para anónimamente facilitarle la navegación y analizar estadísticas del uso de la web. Obtener más información

Las empresas son conscientes de los beneficios que aporta la optimización de las TI

  • Al día

transformacion digital

El 75% de las organizaciones de EMEA están muy centradas en el avance de sus procesos de transformación digital. Las tendencias que acabarán por establecerse en un plazo de dos a cinco años son las implementaciones en la nube pública, redes definidas por software y análisis de amenazas en tiempo real.

Más sobre Transformación Digital 

Moderniza los servicios de RR.HH. y aumenta la satisfacción de tus empleados

SAP HANA Platform: despliega todo su potencial en tu negocio

Smart cities, conectando puntos para crear un futuro más inteligente 

Mejores prácticas para implementar una plataforma ágil

NetOps conoce a DevOps. Estado de la automatización de red

Cómo implementar automatización DevOps y lograr una verdadera agilidad cloud

F5 Networks ha publicado los resultados de su informe State of Application Services 2019 (SOAS), que explora los distintos enfoques que están adoptando las empresas en sus procesos de transformación digital, y como conceptos como la automatización, la nube y la innovación impulsada por las nuevas tecnologías digitales están cambiando el entorno en el que se mueven las aplicaciones.

Según el informe, el 75% de las organizaciones de EMEA afirman estar muy centradas en el avance de sus procesos de transformación digital, algo que consideran clave en el impulso de sus estrategias comerciales. Para los profesionales encuestados, la transformación digital aporta otras mejoras clave, que tienen que ver con los procesos de optimización de los negocios (58%) y la mejora de productividad de los empleados (53%). El 72% de las compañías europeas muestran una mayor concienciación sobre los beneficios que aporta todo lo relacionado con la optimización de las TI, y el 41% de ellas también piensa que la adopción de nuevas arquitecturas basadas en contenedores y microservicios puede suponer un impulso en sus procesos de transformación.

Hay una serie de tendencias que acabarán por establecerse en un plazo de dos a cinco años, provocando un fuerte impacto estratégico en las organizaciones europeas: implementaciones en la nube pública (48%); redes definidas por software (47%) y análisis de amenazas en tiempo real (43%). Curiosamente, los encuestados de EMEA no incluyen entre las tres primeras tendencias a la analítica de Big Data (41%), algo que puede explicarse por el impacto que está teniendo la entrada en vigor de GDPR.

El 62% de los encuestados de EMEA considera que la mentalidad “Digital First” está alterando la metodología de desarrollo de las aplicaciones. La necesidad de una mayor agilidad y una mayor innovación está impulsando la adopción de la cultura DevOps, que pasa a ser considerada como un contribuidor clave en la evolución de las operaciones comerciales. Un indicio de este cambio es el hecho de que el 63% de las empresas implementen ahora estrategias de automatización y orquestación siempre que sus sistemas y procesos de TI se lo permitan.

Las herramientas de automatización más populares en EMEA provienen de Cisco (52%), VMware (53%), OpenStack (33%) y una combinación de soluciones de código abierto (27%). Al mismo tiempo, herramientas de integración continua como Jenkins (21%) y GitHub Enterprise(16%) están aumentando en popularidad. Cuando se trata de automatización y orquestación general, EMEA está dominada por Python Scripts (59%), Ansible (52%), Puppet (27%) y GitHub Enterprise (27%).

El 45% de los encuestados de EMEA dice que actualmente evalúa las distintas opciones cloud de acuerdo a las necesidades y características de cada aplicación. El 42% de las empresas trabajan con una media que va de dos a seis proveedores de servicios cloud, el 11% utiliza de siete a diez proveedores y un 4% de 11 a 20, mientras que el 28% evita la nube en cualquier forma, excepto SaaS.

Las preocupaciones en torno a la seguridad parecen ser el principal obstáculo para las organizaciones que actualmente no tienen planes para ofrecer aplicaciones en la nube pública. El mayor desafío a la hora de adoptar una estrategia multi-cloud en EMEA es el de la capacidad de afrontar las amenazas existentes y emergentes (40%), seguido por el cumplimiento de la regulación (31%). En general, los europeos desconfían de su capacidad para proteger aplicaciones fuera de sus instalaciones. Más de un tercio (35%), indica tener una “baja confianza” a la hora de ser capaz de resistir un ataque dirigido a la capa de aplicación en aplicaciones SaaS, nube pública y centros de datos.

Los servicios de aplicación que se despliegan en la zona EMEA de forma más habitual son los firewalls de red (89%), gestión de identidades y acceso a través de SSL VPN (87%), antivirus (87%), seguridad IPS/IDS (76%) y administración de identidades y controles de acceso a las aplicaciones (74%). De cara al futuro, las principales implementaciones de servicios se centran en gateways IoT (38%), DNSSEC (34%), gateways HTTP/2 (32%), gateways SDN (30%) y mallas de servicios (29%). El informe SOAS sugiere que la inclusión por primera vez de las mallas de servicios demuestra cómo existe un creciente interés por las arquitecturas modernas de aplicaciones, entornos de nube y contenedores.