Amazon y Alibaba se reparten el mercado de los marketplaces

  • Al día

comercio online mcommerce

Para 2023, el 17% de todas las transacciones se harán a través de marketplaces. Aunque los grandes marketplaces seguirán marcando las reglas, se prevé que muchas organizaciones seguirán apostando por lanzar sus propias plataformas, que habrá un auge de los marketplaces locales y micro especialistas, y habrá una consolidación de los mercados NFT.

Todo parece indicar que los marketplaces seguirán pisando fuerte en los próximos años por las ventajas que ofrecen a ambos lados de las plataformas tanto para usuarios como para vendedores. Según la consultora iBe, los marketplaces B2B generarán 3,6 billones de dólares en 2024 y los orientados a consumidor final (B2C) moverán 3,5 billones.

El crecimiento y buenas perspectivas de futuro de los marketplaces vienen dadas porque es un modelo que aporta múltiples ventajas tanto a los vendedores como a los compradores y, en consecuencia, para los dueños de las plataformas. En este sentido, desde Paradigma Digital profundizan las tendencias que se pueden vislumbrar a corto y medio plazo en el sector:

-- Los grandes seguirán marcando las reglas. Actualmente, a nivel mundial, existen dos empresas que se reparten el mercado de los marketplaces: Amazon, en todo occidente, y Alibaba, en oriente. Estos actores son los que ponen y pondrán sus reglas y generarán las tendencias de consumo.

-- Las grandes empresas crearán sus propios marketplaces. Las empresas que ya cuentan con un largo recorrido tienen acceso a una gran masa de usuarios y pueden dedicar recursos para invertir, han ido creando sus propios marketplaces para completar la oferta de sus productos o servicios, mejorar el conocimiento de sus clientes y convertirlas en un instrumento generador de ingresos. Es el caso de Carrefour, Leroy Merlin con Hogami, Correos Market o Decathlon.

-- Auge de los marketplaces micro especialistas. Los marketplaces temáticos especializados en una categoría ya hacen frente a los gigantes. Tenemos buenos ejemplos como Asos, en moda, o Mascoteros, con productos o servicios para las mascotas. Pero lo que vendrá podrá ser incluso mucho más micro especialista, con mayor esfuerzo en la depuración de productos.

-- Crecimiento de los marketplaces locales. Con el COVID-19 ha cambiado la mentalidad de consumo, y tendemos a apoyar y valorar más al pequeño comercio. Las tiendas de barrio han ido creando plataformas comunes de venta, facilitando a los usuarios su acceso desde un único sitio. Podemos ver ejemplos muy interesantes como Dbarrio, Kibus o Eprox. Además, los marketplaces locales permiten una economía más justa y sostenible. La personalización y el acompañamiento al cliente es y seguirá siendo su principal ventaja.

-- Los marketplaces de NFT como nuevos modelos de negocio. Se trate de la burbuja del momento o no, los marketplaces de NFT (activos digitales basados en blockchain) han irrumpido con fuerza en los últimos meses. Ofrecen la posibilidad a empresas de generar engagement con su público y a los usuarios de coleccionar activos digitales, obteniendo ambas partes un beneficio económico.

“Los marketplaces tienen mucho que decir en el futuro del ecommerce y todo parece indicar que, aunque los grandes seguirán dominando el mercado, hay hueco y surgirán seguro marketplace muy especializados en lo que el consumidor está buscando o en los que se vendan no sólo productos físicos, sino también activos digitales de valor”, apunta Esther Seoanez, consultora de Estrategia Digital de Paradigma.