Acepto

COOKIES

Esta web utiliza cookies técnicas, de personalización y de análisis, propias y de terceros, para anónimamente facilitarle la navegación y analizar estadísticas del uso de la web. Obtener más información

Las ventas de PC para empresas en el canal europeo crecen un 4,6%

  • En cifras

pyme marca

Pese a el descenso de la demanda de PC de consumo y la falta de suministro de procesadores Intel afectó al conjunto del mercado en el primer trimestre, el segmento profesional siguió repuntando, en especial los portátiles y las workstations móviles. En España disminuyeron tanto las ventas de PC de consumo como profesionales.

RECOMENDADOS:

Tecnologías que dan al dato el protagonismo que merece (WEBINAR) 

Cinco retos de la innovación en cloud

Informe IT Trends 2019: La realidad digital de la empresa española

Mejores prácticas para implementar una plataforma ágil

Robo de credenciales: prioriza la seguridad de tus apps

Instalación de Redes WiFi y LAN en Hoteles

De acuerdo con los últimos datos de distribución publicados por Context, las ventas de PC a través de distribuidores de Europa Occidental disminuyeron un 2,4% en el primer trimestre de 2019 en comparación con el año pasado, ya que a la débil demanda de los consumidores se sumó la falta de suministro de procesadores Intel.

Las ventas de PC de consumo en Europa disminuyeron en un 11,3% a medida que las personas continúan optando por el uso de smartphones para las tareas diarias y ven pocas razones para comprar nuevos ordenadores. Las ventas de portátiles cayeron un 12,1%, mientras que las de los equipos de sobremesa bajaron un 7,6%.

“La caída general se vio agravada por los efectos de las condiciones políticas y económicas en algunos de los países. Por ejemplo, en el Reino Unido, donde la confianza del consumidor es baja en medio de la incertidumbre relacionada con el Brexit, las ventas de PC de consumo cayeron un 17,6% ", señala Marie-Christine. Pygott, analista senior de Context. En España, las ventas de PC de consumo cayeron un 4,1%.
 
Al igual que en los últimos trimestres, la situación fue mucho más saludable en el segmento empresarial. Las ventas de PC para empresas aumentaron un 4,6% más que el año pasado, impulsadas por el fin del soporte de Windows 7 a principios de 2020 y la necesidad de modernizar los lugares de trabajo. Las ventas de portátiles aumentaron un 6,6% y las de sobremesa un 0,6%. El aumento en las ventas de estaciones de trabajo se mantuvo con un crecimiento del 11,3% en sistemas móviles y un aumento del 4,9% en ventas de estacionarios. Pese al crecimiento generalizado del segmento profesional en la región, en España las ventas de PC para empresas cayeron un 6,6%.

Los problemas de suministro de chips de Intel han provocado grandes fluctuaciones en el inventario de los distribuidores en los últimos trimestres, a medida que los proveedores intentan controlar la demanda para que coincida con la oferta disponible. Algunos proveedores también han aumentado su oferta de PC basados en AMD para ofrecer una alternativa y, como resultado, la participación general de los PC basadas en AMD en este trimestre aumentó al 6,7% de las ventas de PC profesionales y al 14,7% de las ventas de PC de consumo, lo que representa un incremento anual de 2,5 puntos en cada caso.