Acepto

COOKIES

Esta web utiliza cookies técnicas, de personalización y de análisis, propias y de terceros, para anónimamente facilitarle la navegación y analizar estadísticas del uso de la web. Obtener más información

La falta de suministro de CPU apenas impacta en el mercado de portátiles

  • En cifras

PC Portatiles tienda

Gracias a los preparativos de las marcas estadounidenses, las ventas solo cayeron un 0,8% en el primer trimestre del año. Se espera que las ventas aumentarán significativamente en el segundo trimestre, en gran parte debido a la demanda de Chromebooks. El crecimiento interanual puede incluso superar el 10%.

RECOMENDADOS:

Tecnologías que dan al dato el protagonismo que merece (WEBINAR) 

Cinco retos de la innovación en cloud

Informe IT Trends 2019: La realidad digital de la empresa española

Mejores prácticas para implementar una plataforma ágil

Robo de credenciales: prioriza la seguridad de tus apps

Instalación de Redes WiFi y LAN en Hoteles

Según datos de TrendForce, aunque los procesadores continuaron con su tendencia de suministro insuficiente en el primer trimestre, ésta no causó un impacto excesivo en el mercado de portátiles. En total se suministraron 36,9 millones de unidades, un 0,8% menos en comparación con los 37,2 millones de unidades vendidas en el mismo trimestre del año anterior.

La perspectiva para el mercado originalmente no era optimista debido a la escasez de CPU, la cantidad reducida de días hábiles y las débiles ventas en el mercado. Sin embargo, gracias a los preparativos de las marcas estadounidenses, las ventas solo sufrieron una ligera caída. Las marcas estadounidenses no sufrieron tanto por la falta de suministro de CPU, mientras que los efectos percibidos por las taiwanesas Acer y Asus fueron más notorios. Se prevé que las ventas aumentarán significativamente en el segundo trimestre, en gran parte debido a la demanda de Chromebooks. El crecimiento interanual puede incluso superar el 10%.

HP se mantiene como primer fabricante de portátiles con 9,23 millones de unidades vendidas y un crecimiento del 2,6% interanual. El suministro insuficiente de CPU redujo las ventas de algunas de las seis principales marcas de portátiles, lo que provocó que la mayoría de los pedidos se desviaran a marcas estadounidenses. HP, a través del soporte de Intel, emergió como el mayor beneficiario de esta ola de subabastecimiento.

Dell se hizo con la segunda posición. En total, la compañía vendió 7,57 millones de portátiles en el primer trimestre, un 22% más que el año anterior. A pesar de la temporada baja, Dell todavía recibió una gran cantidad de pedidos en previsión a la guerra comercial entre Estados Unidos y China en el primer trimestre de este año. Además, los esfuerzos de Dell para expandir la cantidad de canales de ventas en Europa el año pasado están comenzando a dar sus frutos. Si Dell logra mantener este sólido desempeño, puede alcanzar un nuevo récord de ventas anuales.

La tercera plaza es para Lenovo, cuyas ventas en el primer trimestre habían sufrido una escasez de CPU y se situaron en 6,67 millones de unidades, lo que representa un descenso anual del 15,5%. En un intento por aumentar las ventas en el primer trimestre, Lenovo adoptó procesadores AMD en casi el 30% de sus nuevos portátiles y actualmente es la marca que ha realizado la mayor transición a las CPU AMD. Sin embargo, la baja aceptación en el mercado de las CPU AMD sigue siendo un gran desafío para Lenovo.

Aunque el cuarto lugar, Apple aumentó sus ventas un 10% en comparación con el mismo período del año pasado, alcanzando 3,15 millones de unidades. La escasez de CPU a finales de 2018 retrasó la aparición en el mercado de los nuevos portátiles de Apple, que se espera impulsen las ventas en el segundo trimestre.

Finalmente, las taiwanesas Asus y Acer no recibieron tanto apoyo en las CPU como las marcas estadounidenses, y por lo tanto sintieron los efectos de la falta de suministro con más fuerza. Asus alcanzó los 2,54 millones de unidades vendidas y aterrizó en la quinta posición del ranking, mientras que Acer alcanzó los 2,51 millones y ocupó la sexta plaza.