Acepto

COOKIES

Esta web utiliza cookies técnicas, de personalización y de análisis, propias y de terceros, para anónimamente facilitarle la navegación y analizar estadísticas del uso de la web. Obtener más información

Los problemas de suministro lastran las ventas de PCs a nivel mundial

  • En cifras

chica con portátil

La industria ha sido impulsada por el bloqueo global provocado por el COVID-19, con productos que salieron de los estantes durante el primer trimestre. Pero los fabricantes de PCs comenzaron 2020 con un suministro limitado de procesadores Intel, causado por una transición fallida a nodos de 10 nm, que se exacerbó con el cierre de las fábricas en China.

La demanda de PCs se disparó en el primer trimestre de 2020, impulsada por los requisitos de trabajo y aprendizaje remotos ante las estrictas medidas de bloqueo impuestas en todo el mundo por el coronavirus. Pero la crisis también causó graves retrasos en la producción y problemas logísticos, lo que provocó que las ventas mundiales de PCs cayeran un 8% anual. En el primer trimestre, los proveedores suministraron 53,7 millones de PCs de sobremesa, portátiles y estaciones de trabajo, según la última investigación de Canalys.

Recomendados: 

WEBINAR >> Teletrabajo: productividad, flexibilidad y seguridad a pleno rendimiento Registro 

WEBINAR >> Autenticación y gestión de identidades, el nuevo perímetro de seguridad Registro

La clasificación de los principales proveedores se mantuvo estable, con Lenovo liderando el mercado de PCs con 12,8 millones de unidades vendidas. HP ocupó el segundo lugar con 11,7 millones de unidades, seguido de Dell con 10,5 millones de unidades. De los cinco primeros, Apple fue el más afectado en el primer trimestre, ya que sus ventas cayeron más de un 20% llegando a 3,2 millones de unidades.

"La industria de PCs ha sido impulsada por el bloqueo global provocado por el COVID-19, con productos que salieron de los estantes durante el primer trimestre", explica Rushabh Doshi, director de Investigación de Canalys. “Pero los fabricantes de PCs comenzaron 2020 con un suministro limitado de procesadores Intel, causado por una transición fallida a nodos de 10 nm. Esto se exacerbó cuando las fábricas en China no pudieron reabrir después de las vacaciones del Año Nuevo Lunar. La desaceleración en el suministro se encontró con una demanda acelerada, ya que las empresas se vieron obligadas repentinamente a equipar una fuerza laboral remota, haciendo pedidos urgentes de decenas de miles de PC. Los niños también necesitaron sus propios PCs, ya que las escuelas cerraron y se impulsó la educación a distancia. La urgencia de la demanda de los sectores empresarial y de consumo, combinado con la falta de suministro, hicieron que el coste del dispositivo dejara de ser la consideración clave, siendo la velocidad de suministro el factor más importante".

Los proveedores de PC informarán ganancias saludables durante las próximas semanas, con porcentajes de margen operativo que alcanzarán máximos históricos. Muchas otras tecnologías domésticas han tenido una popularidad similar, incluidos auriculares, cámaras web, impresoras y monitores. El software de trabajo a domicilio también superó las expectativas, incluidas aplicaciones de ofimática, colaboración, escritorio virtual, acceso remoto y seguridad. A AMD, en particular, le está yendo bien, siendo cada vez más aceptado como una alternativa competitiva a Intel por parte de las empresas y los consumidores.

Para Ishan Dutt, analista de Canalys, “a medida que avanzamos hacia el segundo trimestre, las restricciones de producción en China han disminuido. Pero el aumento en la demanda de PCs visto en el primer trimestre no es probable que se mantenga y el resto del año parece menos positivo. Algunas empresas invertirán en tecnología para sus oficinas, mientras que muchos hogares habrán sido recientemente equipados. Ha comenzado una recesión global: las empresas irán a la bancarrota, con millones de nuevos desempleados. Incluso los gobiernos y las grandes corporaciones tendrán que priorizar el gasto en otros lugares. Muchas partes de la industria tecnológica se han beneficiado de la primera parte de este período extraordinario de cierre, pero esperamos ver una disminución significativa de la demanda en el segundo trimestre de 2020. Con las fábricas ahora reabiertas y prácticamente a toda velocidad en China, los vendedores de PCs se enfrentarán al desafío de gestionar la cadena de suministro y la producción correctamente en los próximos tres a seis meses".