Las empresas industriales españolas duplicarán su gasto en edge computing para 2022

  • En cifras

Edge Computing

Más de la mitad de los proyectos de más de 1 millón de euros que se acometieron el año pasado en torno al edge computing han sido en el sector de la distribución y el transporte de energía eléctrica. El mantenimiento predictivo de algún activo o equipo industrial es el principal caso de uso de esta tecnología.

El mundo industrial se halla inmerso en una profunda revolución. La aparición de tecnologías que permiten no sólo capturar sino procesar y enviar multitud de datos, están habilitando casos de uso que encaminan a las empresas a su completa transformación digital. Es el caso del edge computing, una tecnología que acerca la inteligencia de datos lo más cerca posible al origen de los mismos, y que está teniendo alto impacto en el mundo industrial. Como se extrae del Barómetro del Edge Computing Industrial realizado por Barbara IoT, en 2021, el 54% de los profesionales de empresas industriales llevó a cabo proyectos basados en edge, invirtiendo una media de más de 400.00 euros por empresa, y, para 2022, el 40% invertirá en edge computing el doble que el año anterior.

En los próximos años se prevé que esta tecnología esté en el centro de la revolución y de las inversiones tecnológicas. Actualmente, muchas empresas ya cuentan con estructuras sólidas y fiables para realizar este tipo de “desarrollos edge”. Según el estudio, El 66% de las empresas encuestadas ya cuentan con estructuras preparadas con talento capaz de llevar a cabo proyectos basados en edge computing.

Una de las conclusiones que se extraen de este informe es que el sector eléctrico es el que mayores inversiones está realizando. De acuerdo con las respuestas obtenidas, el 57% de los proyectos de más de 1 millón de euros que se acometieron el año pasado en torno al edge computing han sido en el sector de la distribución y el transporte de energía eléctrica (Smart Grids).

Los casos de usos en los que se puede utilizar la tecnología del edge computing son múltiples, pero hay un caso de uso que destaca (con un 34% de votos) entre los que se están planteando ejecutar a lo largo de este año 2022: el mantenimiento predictivo de algún activo o equipo industrial.

El mantenimiento predictivo busca evitar las paradas no programadas de una máquina y su consiguiente impacto económico y de tiempo que suelen tener en entornos industriales. Para ello se utilizan tecnologías como machine learning, inteligencia artificial o edge computing. Este caso de uso el que tradicionalmente tiene un rédito más tangible para las empresas y fruto de ello es que muchos apuesten por él como una de sus prioridades.