Acepto

COOKIES

Esta web utiliza cookies técnicas, de personalización y de análisis, propias y de terceros, para anónimamente facilitarle la navegación y analizar estadísticas del uso de la web. Obtener más información

El 85% de los españoles pagaría hasta 1.000 euros para recuperar sus datos

  • Seguridad

movil playa

Pese a la importancia que damos a nuestra información privada, a la hora de comprar un dispositivo de almacenamiento priman la capacidad y el precio, por delante de las opciones de seguridad. Para proteger nuestros datos es recomendable realizar copia de seguridad, cifrar los datos y utilizar soluciones de gestión en remoto.

Un reciente estudio de Kingston revela que el 85% de los españoles estaría dispuesto a pagar hasta 1.000 euros para recuperar sus datos más importantes. A pesar de que estos datos reflejan la importancia que tiene la información privada para la población española, el nivel de seguridad de un dispositivo de almacenamiento no es una prioridad para los españoles, dado que se sitúa por detrás de aspectos como la capacidad y el precio dentro de las características más valoradas a la hora de adquirir uno de estos productos.

En verano tendemos a viajar más y dejamos de lado la seguridad de nuestra información. Conscientes de este hecho, Kingston apunta tres recomendaciones para garantizar la seguridad de los datos:

--Hacer copia de seguridad. La medida de protección de más básica sigue siendo crear copias de seguridad de nuestra información, de tal forma que, si por cualquier motivo nuestro dispositivo se estropea y no podemos acceder a esa información, disponemos de otra copia. Sin embargo, a pesar de ser una solución básica, los datos de Kingston reflejan que todavía un 72% de los españoles nunca realiza copia de seguridad, poniendo así en riesgo información.

--Cifrado de datos. El cifrado es una solución tecnológica para proteger la información que, ya sea por hardware o por software, se emplea cada vez gracias a que es una herramienta de protección de datos que ofrece garantías y que no requiere de grandes conocimientos técnicos para ser utilizada.

--Soluciones de gestión en remoto. Uno de los principales riesgos para la seguridad de la información es la pérdida o el robo del dispositivo en el que estos datos se encuentran almacenados, especialmente en el caso de los USB, algo que le ha sucedido al 62% de los españoles, según datos de Kingston. En caso de pérdida, aquellos productos que cuenten con un software de gestión en remoto permiten bloquear el dispositivo dejándolo inutilizable, así como hacer un formateo en remoto al conectarse a cualquier ordenador portátil o de sobremesa conectado a Internet.

Los productos de Kingston satisfacen estas recomendaciones, ya que desarrolla sus SSDs acorde al marco de trabajo TCG Opal, un protocolo que se encarga del cifrado/descifrado de información dentro del dispositivo sin requerir un host, permitiendo un cifrado/descifrado rápido y minimizando el riesgo de fuga de datos sin afectar al rendimiento del sistema. Además, permite incorporar un software de gestión en remoto en sus productos Managed a través del software SafeConsole.