Las fugas de datos en la nube es lo que más preocupa a las empresas

  • Seguridad

Seguridad cloud

Para proteger sus datos en la nube muchas empresas todavía intentan usar herramientas como los firewall, el cifrado de la red y la monitorización de la red, a pesar de que el 82% de las compañías reconocen que este tipo de tecnologías son poco adecuadas. Sólo el 31% utilizan soluciones de prevención de pérdida de datos.

Recomendados: 

Arquitecturas de Seguridad, ¿qué ventajas ofrecen? Webinar

Brechas de seguridad, ¿hay opciones? Webinar

Ciberseguridad orientada al futuro Leer

La seguridad es uno de los principales inhibidores que frenan el despliegue de la nube. De hecho, el 93% de las empresas muestran una preocupación moderada o alta por la seguridad de la nube pública. Así lo indica el su Informe de seguridad en la nube 2020 de Bitglass, cuyos resultados revelan que las empresas tienen dificultades para usar los recursos de la nube de forma segura.

Por ejemplo, solo el 31% de las compañías encuestadas utilizan soluciones de prevención de pérdida de datos (DLP), a pesar de que el 66% señalan las fugas de datos como su principal preocupación en cuanto a la seguridad de la nube. De manera similar, las empresas no consiguen tener suficiente visibilidad respecto a las descargas de archivos (45%), las subidas de archivos (50%), las violaciones de las políticas de DLP (50%) y el intercambio externo (55%) en la nube.

El informe también revela que muchas empresas todavía intentan usar herramientas como los firewall (44%), el cifrado de la red (36%) y la monitorización de la red (26%) para proteger el uso de la nube, a pesar de que el 82% de los encuestados reconocen que este tipo de tecnologías anteriores son poco adecuadas para ese cometido y que en su lugar es recomendable utilizar soluciones de seguridad diseñadas para la nube.

Anurag Kahol, director técnico de Bitglass, opina que “para abordar las necesidades modernas de la seguridad en la nube, las empresas deben aprovechar las plataformas de seguridad multifacéticas que pueden proporcionar una protección completa y coherente en todas las interacciones entre los dispositivos, aplicaciones, destinos web, recursos locales o infraestructuras. Según nuestra investigación, el 79 % de las empresas creen que sería útil tener una plataforma de seguridad tan unificada; ahora solo tienen que elegir e implementar la correcta”.